BEPS en Costa Rica

BEPS en Costa Rica

BEPS en Costa Rica

Las acciones BEPS (ver artículo ¿Qué es BEPS?) ya tienen efectos sobre los impuestos en Costa Rica. Nuestro país, en su proceso de adhesión a la OCDE y buscando aprovechar los beneficios de cooperar internacionalmente a efectos tributarios, ha sido participe activo del proceso BEPS, a través de su compromiso de adopción de distintas disposiciones y participación en algunas mesas de trabajo sobre el tema.

En concreto, Costa Rica firmó el marco inclusivo de BEPS, el cual la obliga a incorporar en su Ordenamiento Tributario local las acciones 5, relacionada a regímenes fiscales nocivos, acción 6, abuso de tratados para evitar la doble imposición, acción 13, documentación de precios de transferencia y acción 14, mecanismos de resolución de conflictos entre Administraciones Tributarias.

Sumado a lo anterior, el país se ha comprometido al intercambio de información tributaria, tanto a solicitud, como de forma automática, siendo miembro del Foro Global, signatario de la Convención de Asistencia Mutua para Administraciones Tributarias y habiendo firmado el modelo de CRS, el cual compromete al país a intercambiar información de las entidades bancarias sobre sujetos de interés tributario.

Por último, es fundamental considerar que, desde el Voto Constitucional de Precios de Transferencia, el país adopto de pleno las Directrices de Precios de Transferencia de la OCDE en su última versión como regla técnica, por lo que los cambios de las acciones 8, 9 y 10 ya se aplican de pleno en el país, desde la emisión de la versión 2017 de las guías.

Es tal el compromiso asumido por el país, que actualmente la Dirección General de Tributación, mediante la resolución DGT-R-025-2018, creó una unidad especial de trabajo con 16 miembros permanentes, encargados de lograr cumplir con todos los compromisos asumidos por el país para con los organismos internacionales.

En este escenario de cambios complejos, el contribuyente debe tener claro que la visión y cultura tributaria del país está cambiando. La estrategia fiscal de las empresas, tanto locales como internacionales, debe dejar de lado la opacidad -ocultamiento-, e iniciar a centrarse en la sustancia de sus operaciones, la revelación de su estructura -incluidos los beneficiarios últimos-, la determinación de transacciones intercompañía en apego al principio de libre competencia alineado a la generación de valor y el motivo económico válido, más allá del tributario, para el desarrollo de sus negocios.

Es el momento adecuado para diagnosticar la estructura de su grupo económico, considerando que la DGT hoy cuenta con herramientas para identificar operaciones fuera de Costa Rica, con las que antes no contaba. El diagnóstico debe ser enfocado en la determinación de la cadena de valor del grupo y su alineamiento con la generación de valor en la asignación de las utilidades, acompañado en riesgos actuales del grupo al ser opaco respecto de operaciones dentro/fuera de Costa Rica.

En Grupo Camacho Internacional estamos preparados para poder colaborar con ustedes en este tema, conversemos.

Leave a Reply